Jabón de rosas de Refan

   Ya os lo he dicho en varias ocasiones, hay costumbres que tengo tan adquiridas que me cuesta muchísimo cambiarlas, como por ejemplo el jabón para lavar las manos; me gustan los jabones de pastilla de toda la vida. Por eso cuando en Refan, Blanca su propietaria, me regaló esta pastilla me pareció un regalo fantástico.


   He de confesar, que cuando vi la pastilla de color amarillo pensaba que sería de piña o de limón y me llevé una gran sorpresa cuando leí que era de rosas. Claro que si la hubiese olido primero no me habría cabido ninguna duda porque huele fenomenalmente bien y muy suave.
   Pero como os imaginaréis no utilizo tan solo el jabón para cuidar mis manos y mucho menos en invierno. Lo que suelo hacer es exfoliarlas una o dos veces a la semana con el exfoliante de Famos y después las hidrato con una crema de reparadora de Belle en Eroski.
   ¿Y tú qué jabón prefieres, el de pastilla o el líquido?
   Un beso,
   Patricia



Comentarios

  1. aun no he ido a Refan! es para matarme

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Un poco sí (jajaja). Acércate porque merece la pena y tienen unos productos muy interesantes.
      Un beso,
      Patricia

      Eliminar
  2. Yo también estoy aficionada a los jabones :-)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Es que tienen unos olores más "deliciosos".
      Besitos,
      Patricia

      Eliminar

Publicar un comentario

Muchas gracias por escribir comentarios, me encanta ver cada día las estadísticas y saber cuántos visitáis este blog, que cada día sois más, así que imaginad lo que ocurre cada vez que veo un comentario.
Si no veis vuestro comentario publicado inmediatamente es porque los filtro para evitar que aparezcan vuestros correos electrónicos y, por supuesto, los comentarios malintencionados; pero intentaré hacerlo lo más rápido que me sea posible.
Un beso,
Patricia