Down Town Girl

   Aunque hemos disfrutado de unos días maravillosos con sol y calor, ahora estamos volviendo al invierno o eso parece que va a suceder esta próxima semana. Aún así os voy a enseñar algo que me compré para esos días de calor en los que parece que no existe la sombra.
   Me compré este borsalino para el día de San Jorge ya que lo solemos celebrar en la calle, por la mañana pensé que no lo podía estrenar pero afortunadamente a eso de las 12 se paró el viento y comenzó un día maravilloso de calor.
   Ahora el pobre está muy triste guardado en el armario porque no lo puedo utilizar, ha vuelto ha levantarse el cierzo y si me lo pusiera saldría volando y ya no volveríamos a estar juntos, así que de momento deberá quedarse ahí para que así podamos estar juntos durante mucho tiempo.
   Un beso,


Comentarios